Economía circular

Mobiliario sostenible: cuando un palé se convierte en una chaise longe

Mobiliario sostenible: cuando un palé se convierte en una chaise longe

Decorar tu casa con gusto a la vez que respetas el planeta no es tan difícil como parece. Y en la era digital, lo tienes a golpe de clic. ¿Por qué no apostar por el reciclaje de muebles para promover un mundo más limpio y una mejor calidad de vida?

Vivimos en tiempos de inmediatez; todo tiene que hacerse deprisa, todo ha de estar hecho para ayer. La rapidez en la que nos movemos nos lleva a eludir y recorrer la vida como fantasmas que no sacan provecho de todas sus experiencias. Los detalles quedan a un lado. Todo es comprar, devorar: consumir, usar y tirar. Y así una y otra vez. Esa vertiginosa cotidianidad también deriva en que el ciclo de vida de los productos se reduzca y que necesitemos más para saciar nuestras «necesidades». Sin embargo, en un mundo así de frenético, la ropa vintage se está poniendo cada vez más de moda. Volver a usar lo que otros no quieren es cada vez más común: en ciudades grandes y pequeñas encontramos más y más tiendas que venden abrigos, vestidos, vaqueros o camisas de segunda mano en perfecto estado, dispuestos en sus estanterías para que contribuyamos al reciclaje, a un consumo más lento alejado de la cultura de la fast fashion y, de paso, que saca de la basura todo aquello que, si no se reutilizase o transformase, acabaría convirtiéndose en residuo. La segunda vida de los productos o la transformación de unos materiales en enseres completamente nuevos también ha llegado al mundo de la decoración. Más allá de la restauración de muebles antiguos (o, incluso, viejos o deteriorados), crear mobiliario moderno y útil con materiales ya usados está a la orden del día.

Pinterest es el lugar perfecto para encontrar cientos de ideas de cómo customizar todo eso que ya no quieres y convertirlo en un mueble completamente nuevo. Desde convertir una máquina de coser Singer en un mueble de baño o en una mesilla supletoria hasta estanterías y escritorios hechos con palés o percheros y cajoneras de cajas de fruta o ruedas viejas convertidas en columpios. Si introduces las palabras «muebles reciclados» en el buscador de esta red social, las posibilidades que aparecen son infinitas. Sin embargo, para los que no son tan manitas, internet ofrece otras alternativas interesantes que le pueden convertir cualquier lugar en un paraíso retro, un remanso de paz completamente original que, además, promueve e impulsa la reutilización y el reciclado de productos o, lo que es lo mismo, la economía circular.

ReDecorArt, EcoDeco y Decoratrix son tres tiendas online que crean muebles diferentes, dándole una segunda vida a los materiales

La tienda online ReDecorArt, por ejemplo, está «inspirada por la naturaleza» y se dedica al diseño y la comercialización de muebles y decoración reciclada y sostenible. Su estrategia de ecodiseño transforma todo tipo de materiales en piezas útiles para el hogar. En su extenso catálogo se pueden encontrar muebles hechos con palés, madera reciclada, cemento o cajas de fruta, lámparas hechas con cartón, latas, botellas de vidrio, troncos o hilo.

EcoDeco es un pequeño comercio online de mobiliario ecológico creada por una pareja de diseñadores, arquitectos y expertos en logística que entienden el mundo de manera diferente, sin prisas, sin agobios. Lourdes y Pablo, sus impulsores, realizan «ecodiseño sin prisa» bajo la filosofía Slow Life. Su política es sencilla: «Los muebles son nuestra pasión, pero la ecología es nuestra obsesión», dicen en su web. Por eso, defienden una producción más sostenible y un aprovechamiento y consumo más racional de recursos que se enmarca dentro del movimiento Slow Deco.

«Los muebles son nuestra pasión, pero la ecología es nuestra obsesión», dicen los creadores de EcoDeco

Decoratrix es una plataforma de decoración online que funciona como punto de encuentro entre el consumidor final y los profesionales y firmas que venden mobiliario variado. Una de sus especialidades es la transformación de productos –es decir, la reconversión de materiales– y la recuperación de muebles y decoración descartada. En su catálogo podemos encontrar materiales como palés, cartón reciclable, maletas de piel usadas… Además, ofrecen ideas para convertir somieres viejos en un sofá chaise longue o una puerta en una mesa, por ejemplo.

La red está llena de iniciativas que brindan una segunda vida a miles de objetos y materiales que, en muchas ocasiones, descartamos sin tan siquiera pensar en su impacto sobre el entorno. Así que piénsatelo dos veces antes de tirar todo lo que no necesitas porque ¿y si pudieras convertirlo en algo «completamente nuevo»?